La Actividad Física

La Actividad Física: nuestra esencia olvidada…

Nuestro primer tema, como no podría ser otro, es la actividad física. Y por si no lo sabías, se considera actividad física a cualquier movimiento corporal efectuado por los músculos, el cual exija un gasto de energía para nuestro cuerpo. Por tanto, la actividad física no es deporte, más bien podríamos decir que es movimiento. Si bien es cierto, a nivel informal llamamos actividad física al ejercicio físico en general, el cual puede ser de bajo o alto impacto.

¿ Cúal es su origen y su evolución ?

– Con permiso de nuestros predecesores (el Homo Erectus y el Homo Neanderthalensis) y dejando de lado los cientos de miles de años donde el ser humano tuvo la necesidad de caminar, correr y luchar para conseguir la supervivencia, el origen de la actividad física lo remontaremos a la Prehistoria. En aquella época el objetivo de esta actividad era religioso (danzando en honor a los dioses). Posteriormente los babilonios disputaban luchas, boxeo, carreras de caballos y carreras pedestres. Y los faraones egipcios hacían natación, lucha, danza, e incluso algunos juegos con pelotas.

En la Antigua Grecia el objetivo era educar al cuerpo y a la persona mediante el ejercicio. Y es donde aparecen los Juegos Olímpicos de Olimpia, para mostrarse ante los Dioses.

En el Imperio Romano el objetivo era muy diferente, el ejercicio físico preparaba a los gladiadores para el espectáculo del circo y también se usaba con fines militares.

En la Edad Media la actividad física desaparece debido a la religión, dado que todo lo material (Cuerpo) era pecado. Solo existía la actividad física para los caballeros que se preparaban para el combate.

En el Renacimiento volvemos a los ideales de la Antigua Grecia, se empieza a dar importancia al ser humano, el objetivo es más educativo, igual que Grecia en general, y se empieza a hacer ejercicio físico por diversión. Entendían que había que formar al ser humano de forma integral.

– Posteriormente en la Revolución Industrial aparecen las diferentes escuelas europeas, por ejemplo la escuela sueca, alemana, inglesa, española. Cada escuela tenía su método y su finalidad. Por ejemplo, la sueca creó una serie de tablas gimnásticas con la finalidad preventiva o de salud. En cambio, en la inglesa imperaba el ejercicio físico como deporte o espectáculo y como educación (desarrollo integral de la persona). Y es por ese mismo motivo por lo que en el siglo XX el ejercicio físico ha tenido muchos objetivos y finalidades (educativas, espectáculo, prevención, salud, social…)

Y llegamos a la actualidad…

Hoy en día, en un mundo súper desarrollado y en pleno auge tecnológico, la actividad física está perdiendo comba. Evidentemente el deporte existe, los gimnasios, la educación física, decenas de actividades extraescolares de carácter deportivo, etc… ¿Pero realmente el ser humano a día de hoy se mueve todo lo que debería? La respuesta, hablando como sociedad, es clara… NO.

NO llegamos a los mínimos de actividad física diaria.

NO tenemos constancia ni paciencia para conseguir ciertas metas.

NO valoramos suficiente nuestro cuerpo ni nuestra salud.

¿ Qué recomienda la OMS ?

La Organización Mundial de la Salud, con el fin de mejorar las funciones cardiorrespiratorias, las musculares, la salud ósea y de reducir el riesgo de ENT (Enfermedades No Transmisibles) y depresión, recomienda:

Jóvenes (5 a 17 años)

Los niños, "portadores ocultos" del coronavirus - La Provincia

Para los niños y jóvenes de este grupo de edades, la actividad física consiste en juegos, deportes, desplazamientos, actividades recreativas, educación física o ejercicios programados, en el contexto de la familia, la escuela o las actividades comunitarias. Y se recomienda que:

  • Inviertan como mínimo 60 minutos diarios en actividades físicas de intensidad moderada a vigorosa.
  • La actividad física diaria debería ser, en su mayor parte, aeróbica. Convendría incorporar, como mínimo tres veces por semana, actividades vigorosas que refuercen, en particular, los músculos y huesos.
Adultos (18 a 64 años)

Curso actividad física para adultos -La Salobreja- Patronato Municipal de Deportes

Para los adultos de este grupo de edades, la actividad física consiste en actividades recreativas o de ocio, desplazamientos (por ejemplo, paseos a pie o en bicicleta), actividades ocupacionales (es decir, trabajo), tareas domésticas, juegos, deportes o ejercicios programados en el contexto de las actividades diarias, familiares y comunitarias. Y se recomienda que:

  • Dediquen como mínimo 150 minutos semanales a la práctica de actividad física aeróbica, de intensidad moderada, o bien 75 minutos de actividad física aeróbica vigorosa cada semana, o bien una combinación equivalente de actividades moderadas y vigorosas.
  • La actividad aeróbica se practicará en sesiones de 10 minutos de duración, como mínimo.
  • Dos veces o más por semana, realicen actividades de fortalecimiento de los grandes grupos musculares.
Adultos mayores de 65 años

Ancianos españoles, satisfechos con su calidad de vida, según estudio - Funiber Blogs - FUNIBER

Para los adultos de este grupo de edades, la actividad física consiste en actividades recreativas o de ocio, desplazamientos (por ejemplo, paseos caminando o en bicicleta), actividades ocupacionales (cuando la persona todavía desempeña actividad laboral), tareas domésticas, juegos, deportes o ejercicios programados en el contexto de las actividades diarias, familiares y comunitarias. Y se recomienda que:

  • Dediquen como mínimo 150 minutos semanales a realizar actividades físicas moderadas aeróbicas, o bien algún tipo de actividad física vigorosa aeróbica durante 75 minutos, o una combinación equivalente de actividades moderadas y vigorosas.
  • La actividad se practicará en sesiones de 10 minutos, como mínimo.
  • Que los adultos de este grupo de edades con movilidad reducida realicen actividades físicas para mejorar su equilibrio e impedir las caídas, tres días o más a la semana.
  • Realizar actividades que fortalezcan los principales grupos de músculos dos o más días a la semana.
  • Cuando los adultos de mayor edad no puedan realizar la actividad física recomendada debido a su estado de salud, se mantendrán físicamente activos en la medida en que se lo permita su estado.
¿ Cúales son sus beneficios ?

  1. Aumento de energía.
  2. Mejora de capacidades físicas.
  3. Reduce el riesgo de multitud de enfermedades.
  4. Mejora el estado de ánimo.
  5. Ayuda a mejorar el sueño.
  6. Mejora tu actividad cerebral.
  7. Reaviva tu actividad sexual y previene las disfunciones.
  8. Puede ayudar como herramienta lúdica y/o socializadora.

 

¿ Cúal es nuestra conclusión ?

Pues creemos que la conclusión en este caso es más que evidente, y debemos hacer autocrítica cada uno de nosotros respecto al estilo de vida y el camino por el que vamos…

La OMS es clara, pero seguramente podría serlo más: la actividad física es primordial en el ser humano, forma parte de nuestra esencia y es hora de dejar las excusas a un lado… Muévete y siéntete vivo.

A raíz de esta conclusión final, en el próximo post hablaremos del sendentarismo. El antagonista natural del ejercicio o actividad física, y precursor de multitud de enfermedades que podrían considerarse incluso pandémicas en la actualidad… Mantente informado.

¡¡ HEMOS VENIDO A AYUDARTE !!

Menú